Conecte con nosotros

Nacional

TP | A un año del inicio de nuestra Revolución: ¡Por un Gobierno de Las y Los Trabajadores! ¡Aprobamos derrocar a Piñera y a todo el régimen actual!

Trabajadores y Trabajadoras: la experiencia acumulada durante el último año nos llama a redoblar esfuerzos para impulsar esta lucha hasta el final. ¡Somos las Fuerzas de la Historia, somos Poder, somos Rebelión, somos Revolución!

Publicado

el

 Conmemoramos el primer año del inicio de la Rebelión Popular del 18 de octubre en un momento marcado por cruciales acontecimientos tanto en nuestro país como en el mundo entero. El carácter crítico de la situación que vivimos ha quedado develado con la llegada de la pandemia y la profundización de la crisis capitalista mundial, que amenaza constantemente a millones de seres humanos con un horizonte devastador de hambre, enfermedades, miseria y muerte. La propia crisis ha modificado por completo la forma en que habíamos vivido hasta ahora, evidenciando con más fuerza que nunca el carácter incompatible del sistema capitalista con las más elementales necesidades de la vida humana. Esta contradicción, revelada con toda crudeza por el propio desarrollo de la crisis, actúa como un factor de disgregación de la totalidad de las relaciones sociales y políticas que sostienen el actual régimen de dominación, despertando de esta forma la conciencia de millones de hermanos y hermanas de clase alrededor del globo. ¡Es imposible seguir viviendo como lo hemos hecho hasta ahora! ¡Arriba la rebelión mundial de las oprimidas, los oprimidos, las explotadas, los explotados, los pueblos y la clase trabajadora! ¡Ha llegado el momento de cambiarlo todo!

Hoy, que conmemoramos aquel día que constituye un hito fundamental de nuestra lucha, es preciso echar un vistazo al camino que hemos recorrido. Desde el momento mismo en que como pueblo nos lanzamos a esta lucha frontal, sin cuartel, por la conquista de nuestra dignidad y de nuestra liberación, hemos debido enfrentar grandes sacrificios e inigualables dificultades. Ellos, nuestros enemigos, políticos, empresarios, generales, en suma, todo el actual régimen de dominación, no dudaron un minuto en desatar toda su furia asesina y represiva para ahogar en sangre nuestra legítima rebelión. Hoy recordamos y conmemoramos el ejemplo de nuestros hermanos y hermanas asesinados y asesinadas, torturados y torturadas, mutilados y mutiladas, presos y presas. ¡Su sacrificio es un aliciente para nuestra lucha! ¡Con su recuerdo en la memoria avanzamos con más fuerzas y determinación hasta la victoria!

Mientras nos reprimían y asesinaban en las calles, cínicamente pactaban su “acuerdo por la paz”, con el objetivo de acabar con nuestra lucha y desviarla por un nuevo curso de engaño. Sin embargo, luego de un año de lucha incansable, va quedando en evidencia que se encuentran muy lejos de conseguirlo. ¡Y cómo podrían hacerlo, si nunca fueron 30 pesos, sino 30 años de engaños, mentiras, traiciones y represión!

Luego vino la pandemia, y con ella, el desate de la crisis capitalista hasta niveles jamás vistos en casi 100 años. Amargas jornadas vivimos como pueblo, al constatar que la cesantía, el hambre, las carencias, la enfermedad y la muerte se apoderaban de nuestros barrios y poblaciones. La absoluta incapacidad del capitalismo de lidiar con sus propios efectos, se sumaba a los incesantes intentos de nuestros enemigos de hacernos pagar los costos de una crisis imparable, mostrándonos con inusitada dureza el anacronismo de un sistema que coloca la ganancia por delante del bienestar de las más amplias mayorías. Sin embargo, ni los despidos, ni la represión, ni el colapso de un sistema de salud anémico que siempre fue pensado en función de los intereses del capital, pudieron quebrar nuestra invencible voluntad de seguir luchando. Por el contrario, se transformaron en nuevas razones para seguir bregando por una sociedad distinta, una sociedad que construiremos sobre la base del principio de la dignidad para todos y todas.

Frente a todo lo anterior, es que hoy cabe preguntarnos: ¿En dónde reside nuestra fuerza? ¿Qué es lo fundamentalmente importante que hemos hecho durante el último año? Ante tan cruciales preguntas, respondemos sin lugar a dudas: nuestra fuerza reside en nuestra unidad, en nuestra organización, en nuestra voluntad de luchar, en nuestra conciencia. Frente a cada embate del enemigo, frente a la dureza de las condiciones, frente al ocaso mundial de este sistema en bancarrota, nos unimos, nos organizamos, formamos asambleas populares, comités de emergencia, organizamos ollas comunes, nos juntamos en el sindicato, nos constituimos en brigada, en primera línea, y de esta forma, nos preparamos activamente para resistir, para combatir, para luchar y para vencer. En esta gigantesca experiencia histórica de organización independiente y activa, reside todo el secreto de nuestra fuerza. Nuestro desafío actual consiste en desarrollar esta tendencia, en fortalecer nuestras organizaciones, en desarrollar nuestro poder, el poder de las y los trabajadores.

Nuestros enemigos atraviesan una crisis sin precedentes, cuyo desarrollo no hace sino acentuar toda su inmoralidad, su inhumanidad, su incapacidad y su violencia. El brutal intento de asesinato de Anthony Araya, un joven de 16 años a manos de carabineros en la plaza de la Dignidad, constituye una triste escena demasiadas veces repetida durante los últimos años, y con especial intensidad, luego de iniciada la rebelión popular del 18 de octubre. La ignominia del régimen actual no tiene límites, y hoy más que nunca se hace necesario colocar nuestra lucha en perspectiva. Ninguna reforma, ninguna migaja, ninguna modificación parcial será suficiente para detener la ferocidad de nuestros enemigos. Es preciso confiar en nuestras propias fuerzas, y plantearnos con determinación y realismo la destrucción de todo el régimen actual, el desarrollo de nuestro propio poder bajo todas las formas de lucha, para acabar de una vez y para siempre con el asesino Piñera, con el congreso y sus partidos corruptos, con esta justicia patriarcal y con las actuales fuerzas armadas y de orden al servicio de los ricos y los grandes empresarios.

Para lograr dichos objetivos fundamentales debemos fortalecernos. Sobre la base de nuestra valiosa experiencia, debemos seguir desarrollando las invencibles fuerzas de nuestro pueblo. El camino de esta lucha que emprendimos hace un año seguirá estando plagado de innumerables sacrificios, de duros combates, de nuevas jornadas desbordantes de heroismo y determinación. La conquista de nuestra tan ansiada liberación y dignidad sólo será posible sobre la base de la derrota de nuestros enemigos, la destrucción de todo el régimen actual y el establecimiento de un Gobierno de Las y Los Trabajadores. ¡Es la hora de avanzar con firmeza hacia la recuperación de todo lo que nos pertenece! ¡Hacia la expropiación del capital y el establecimiento de un nuevo régimen sobre la base del poder de la Clase Trabajadora!

Para labrar esta perspectiva se hace fundamental preservar nuestra tan preciada unidad. ¡No debemos permitir que las maniobras de este régimen en bancarrota siembren las divisiones y las contradicciones en el seno del campo popular! Frente al plebiscito del próximo 25 de octubre llamamos a votar Apruebo, en el entendido de que más allá de las ilusiones y expectativas que muchos y muchas puedan tener en el desarrollo de este proceso viciado, amainado y tramposo, subsiste la voluntad real de cambiarlo todo y la determinación de continuar esta lucha por un cauce directo, sin soltar las calles y  propinando duros embates a este régimen asesino. Para la segunda papeleta, llamamos a anular escribiendo en ella la consigna “Aprobamos derrocar a Piñera”, en el entendido de que los partidos del régimen tramposamente pretenden hacernos optar entre dos alternativas que se encuentran sujetas a los mismos límites y mecanismos hechos a su propia medida. No basta con votar. ¡Impulsemos con fuerza las jornadas del 18 y del 25 como jornadas de protesta, lucha frontal y combativa en las calles para derrocar a Piñera y a todo el régimen actual!                                                                                                         

Desde nuestra perspectiva, es tarea de las organizaciones revolucionarias dotar de una orientación revolucionaria a la voluntad real de cambiarlo todo que subsiste entre amplios sectores de nuestra clase, sobre la base de un acompañamiento activo en el desarrollo de sus experiencias labradas a través de los procesos reales de lucha. Ésta es la única garantía real de desarrollar esta voluntad hacia los objetivos concretos de poder, la destrucción de todo el régimen actual, la construcción del Partido y del Programa Revolucionarios y la instauración de un régimen de nuevo tipo, bajo la forma de Gobierno de Las y Los Trabajadores.

A un año del comienzo de nuestra Revolución, reafirmamos con más fuerzas que nunca nuestra determinación infranqueable de derrocar a Piñera y a todo el régimen actual, de desarrollar, fortalecer y defender todas las expresiones de poder y autodefensa de nuestro pueblo trabajador y de luchar sin descanso hasta alcanzar la victoria, la instauración de un Gobierno de Las y Los Trabajadores que expropie el capital y disuelva las actuales FF.AA. y de orden.

Trabajadores y Trabajadoras: la experiencia acumulada durante el último año nos llama a redoblar esfuerzos para impulsar esta lucha hasta el final. ¡Somos las Fuerzas de la Historia, somos Poder, somos Rebelión, somos Revolución!  

¡Aprobamos derrocar a Piñera y a Todo el régimen actual!

¡A fortalecer y defender a la Primera Línea! ¡Libertad a los y las presas políticas!

¡Por un Gobierno de Las y Los Trabajadores que disuelvas las actuales FF.AA. y de Orden!

¡El Pueblo Despertó! ¡Construyamos juntxs la Revolución!

Seguir Leyendo
2 Comentarios

2 Comments

  1. Pingback: APROBAMOS DERROCAR A PIÑERA Y A TODO EL RÉGIMEN ACTUAL por Trabajadores y Trabajadoras al Poder | EL SUDAMERICANO

  2. Pingback: TP | Aclaración respecto de los sucesos del 18 de octubre en Plaza de la Dignidad – Diario Venceremos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nacional

Entrevistamos a Gloria Pinto, candidata a constituyente por el Distrito 9

«Se debe eliminar de raíz el lucro en la salud, bajo un sistema único de salud que nos garantice nuestro derecho».

Publicado

el

Por

Durante la semana tuvimos la oportunidad de conversar y entrevistar a la compañera Gloria Pinto, dirigenta de la salud hace años, trabajadora de la Urgencia del Hospital San José, militante de TP y ahora candidata a Constituyente por el Distrito 9; candidatura en la cual la lucha por una salud pública realmente digna y de calidad se erige como uno de sus mayores objetivos.

En esta entrevista tuvimos la oportunidad de conversar respecto al lucro en la salud, los principales problemas de la salud pública en el país y la necesidad de acabar con la privatización de este derecho universal; señalando, además, sus principales propuestas de candidatura en torno al tema.


  1. La Constitución actual establece que el “derecho a la salud asegura el acceso libre e igualitario”. Consideras a la luz de lo que hemos estado sufriendo como pueblo por la pandemia y el colapso del sistema público, ¿Qué este derecho se cumpla?

Claramente NO se cumple, la constitución asegura el acceso a salud, esto permite que puedas acceder a ella en cualquier institución de salud que prefieras (teniendo dinero). Con ello, dan rienda suelta al negocio y transforman nuestra salud en otra mercancía para robustecer los bolsillos de unos pocos a costa de nuestras vidas.

En este sentido creo que una salud digna para nuestra gente es un derecho constitucional intransable, y en consecuencia debe eliminar de raíz el lucro en la salud, bajo un sistema único de salud que nos garantice nuestro derecho de forma oportuna y de calidad. No puede seguir existiendo en nuestro país una salud para ricos y una salud para pobres.

La compañera Gloria Pinto, en un punto de prensa fuera de la Urgencia del Hospital San José.

2. Hoy existen 3 sistemas de salud: el público (Fonasa), el privado (Isapre), y un sistema aparte para las Fuerzas Armadas. ¿Qué crees que se puede hacer en la Constitución para mejorar el sistema de salud actual?

Primero que todo, la nueva constitución debe poner término al lucro en la salud, terminar definitivamente con las diferencias existentes entre el sector público y privado. Por lo tanto, el nuevo sistema de salud que debemos construir tiene que incorporar todos los conocimientos, infraestructura, recursos, redes, etc. que actualmente tiene el sistema privado y de las fuerzas armadas, constituyéndose en un sistema único de salud bajo administración de los trabajadores y trabajadoras, que asegure un acceso a la salud donde todos y todas tengamos la misma atención, el mismo trato.

3. ¿Estás de acuerdo con que la salud funcione con una lógica subsidiaria, la que promueve la libertad de acción en los pacientes, pero condiciona a otros por sus ingresos?

No, no podemos depender más de un sistema de salud que está sujeto y brinda calidad según la capacidad adquisitiva de las personas. No podemos seguir financiando medicamentos y acceso (como vemos en nuestros barrios) mediante rifas o bingos. La libertad que algunos sectores defienden, tiene un costo y esta no puede ser la vida de nuestros pacientes.

4. ¿Cómo se pueden garantizar los recursos para un financiamiento suficiente para el sector público en la Constitución?

Primero hay que poner término a la subvención que hacemos todos y todas quienes vivimos en este país, de nuestros bolsillos, al sector privado de salud. Luego, se debe dirigir y priorizar parte importante de sus ingresos para hacer valer este derecho. Y finalmente, expropiar al gran capital y nacionalizar (socializar) los recursos naturales y las empresas para recuperar en las manos de la clase trabajadora los recursos de nuestro país para que sus ganancias se inyecten para cambiar el servicio que actualmente tenemos.

Gloria Pinto en una velatón fuera del hospital San José, sosteniendo la leyenda «La salud en Chile nos mata»

5. Por lo tanto, ¿Crees que deba crearse un nuevo sistema de salud?

Indiscutiblemente. Los sistemas de salud que conocemos hasta hoy están en crisis, y hemos visto en los hechos que la calidad y el libre acceso a la salud es más bien un privilegio para un sector minoritario de la población, pero para la gran mayoría, y las cifras de la mortalidad de la pandemia lo demuestran, es un sistema que pone en juego la vida y la muerte de las personas.

Por eso creemos que debemos levantar un Sistema Único de Salud de libre acceso para todos y todas, de carácter integral y enfocado fundamentalmente en lo preventivo. La pandemia nos hizo ver de forma concreta la inviabilidad del modelo actual para el aseguramiento de este derecho. Por lo tanto, decimos: ¡Qué este sistema cambie!

6. ¿Cuál crees que es la mejor lógica para el sistema de salud chileno? ¿Por qué?

Nosotros planteamos, como te señalé anteriormente, un ‘sistema único de salud’, donde todos y todas podamos optar a la misma atención, digna y de calidad.

No puede haber intromisión de los privados, porque las empresas siempre van a poner por delante sus intereses económicos antes que el derecho a la vida y los derechos humanos, así lo han demostrado las cifras de mortalidad de esta pandemia.

7. ¿Por qué crees que es importante que personas del área de la salud sean parte de la Convención? ¿Cómo cree que su experiencia le va a entregar conocimientos y contexto necesario para escribirla?

Primero, porque debemos llevar y defender la voz del pueblo en este espacio ya que quienes han gobernado hasta ahora solo nos han traicionado, es hora de que nosotros/as hagamos los cambios y no permitamos que sigan cocinando miseria. Por otra parte, los funcionarios y funcionarias de la salud conocemos en profundidad la precariedad que tiene el sistema, lo vivimos día a día. Lo hemos denunciado por años y lo vemos agudizado- en lo que llevamos de pandemia – en la primera línea de atención, frente al colapso de los hospitales, la falta de insumos médicos, lo vivimos aquel fin de semana con el incendio del Hospital San Borja y el anegamiento de varios hospitales producto de las lluvias. ¿Quién más comprometido que quienes viven a diario estas problemáticas como trabajadores y usuarios van a luchar por garantizar este derecho? las respuestas en la eventual crisis sanitaria están a la vista.

8. En conclusión: ¿Cuáles son los ejes principales que quiere cambiar en torno a la salud en el país?

Nosotros estamos proponiendo tres ejes:

El primero es que la administración del sistema público esté bajo el control de la sociedad civil. Donde la toma de decisiones sea a partir de los trabajadores y trabajadoras en conjunto con los usuarios.  Redirigir los recursos del sector privado para fortalecer el sistema público.

El segundo eje se basa en concebir la salud como un derecho integral de las personas que fomente la participación y prevención como elementos fundamentales de su desarrollo.

El tercer y último eje, tiene relación con lo que vivimos en el servicio de urgencia, que es garantizar el derecho hospitalario de las personas y la posibilidad de decidir del paciente frente a una situación crítica.

9. Finalmente, nos gustaría que nos contaras un poco más de ti: ¿Cómo se presentaría Gloria?

Soy una mujer revolucionaria y primera línea, militante de Trabajadores/as al Poder, nacida y criada en la zona norte, soy trabajadora de la urgencia del hospital San José donde mi participación desde hace muchos años viene siendo la defensa de un sistema de salud público que asegure una atención digna y oportuna.  He evidenciado que en la salud pública se encarnan todas las desigualdades sociales del Chile actual y hoy quedan develadas con más fuerza frente a la pandemia, estas injusticias que vivimos día a día repercuten en la salud física y mental de la población. Por lo tanto, hasta ahora he tomado un rol, fundamentalmente de denuncia frente a estas situaciones, por necesidad de hacer justicia en este ámbito y por entregar un mejor servicio a los usuarios que aún están en una lista de espera y que finalmente llegan de urgencias a nuestro servicio.


Gloria en la actualidad, en medio de su campaña hacia la Constituyente.

Seguir Leyendo

Nacional

Condenas, allanamiento y muertes: Todo lo que está pasando en La Araucanía

Varios son los sucesos que remecen el sur del país. Los que van desde condenas por asesinato por parte de Carabineros en el caso Catrillanca hasta la muerte de un terrateniente vinculado con grupos paramilitares de extrema derecha.

Publicado

el

Durante la mañana de este jueves, el Tribunal Oral en lo Penal de Angol entregó su veredicto en torno al denominado caso Catrillanca. El cual buscaba establecer responsabilidades penales en torno a quienes habrían sido los autores materiales del asesinato del joven comunero mapuche Camilo Catrillanca.

En este contexto, el juez Francisco Boero dio lectura a la sentencia del caso. Declarando culpable al exsargento Carlos Alarcón de homicidio simple consumado y de homicidio simple frustrado. Frente a lo cual, la Fiscalía de Alta Complejidad pide que se le aplique una pena máxima de 19 años de presidio.

Mientras tanto, el excarabinero Raúl Ávila fue condenado por apremios ilegítimos contra el menor de edad que acompañaba a Catrillanca al momento de ser asesinado de iniciales M.A.P.C. Además, Ávila también fue condenado por disparo injustificado y obstrucción a la investigación.

Por esto último, también fueron condenados los funcionarios policiales Patricio Sepúlveda Muñoz, Braulio Valenzuela Aránguiz, Gonzalo Andrés Pérez Vargas, Jorge Iván Contreras Figueroa y Manuel Antonio Valdivieso, además del exabogado de Carabineros, Cristian Eduardo Inostroza Quiñiñir.

Allanamiento

En paralelo al dictamen del Tribunal de Angol, 700 funcionarios policiales de la PDI, Carabineros y Fuerzas Armadas hacían ingreso a la comunidad Temucuicui en busca de armas y drogas, según explicó la PDI en un comunicado posterior.

El gran despliegue policial y militar en la zona (con helicóptero de apoyo incluido) trajo consigo resistencia por parte de quienes habitan la comunidad de Temucuicui. Registrándose enfrentamientos entre ambas partes. Los que culminaron con comuneros mapuche y miembros de la PDI heridos, además de un agente muerto de la policía por el impacto de un proyectil en su rostro.

(Joven mapuche herido en su rostro producto del actuar policial)

En paralelo a estos enfrentamientos, la policía tomaba detenida a la madre y a la viuda de Camilo Catrillanca, Teresa Marin y Katherine Antin, respectivamente. Esta última se encontraba al momento de ser detenida con su hija, quien tuvo que ser trasladada por los propios miembros de la PDI hasta donde se encontraba su abuelo y padre de Camilo Catrillanca.

Terrateniente vinculado a Patria y Libertad asesinado

En otro punto de la Araucanía, específicamente en la comuna de Victoria, fue asesinado con un disparo en su cara el terrateniente vinculado con grupos paramilitares de extrema derecha y excandidato a senador de la UDI, Orwal Casanova.

Según la Asociación de Agricultores de Malleco, Casanova habría perdido la vida en un incidente ocurrido en un fundo que administraba en el sector rural de Selva Oscura a 30 kilómetros de Victoria.

Frente a esta situación, desde la UDI y el gobierno manifestaron sus condolencias con la familia de Casanova, además de lamentar el “cruel asesinato”, mediante un comunicado de prensa posteado en Twitter.

A pesar de que varias personas han querido inculpar a sectores específicos con la muerte del terrateniente, la Policía de Investigaciones no ha dado certeza de los autores del crimen ni mucho menos si se trata de algún tipo de “grupo” quien hayan estado detrás del hecho.

La Moneda responde

Frente a la ajetreada situación que se vive en el sur del país, el subsecretario del Interior, Juan Francisco Galli en compañía del director de la PDI, Héctor Espinosa, emprendieron vuelo al lugar de los hechos para evidenciar con sus propios ojos la realidad de los temas en desarrollo.

El representante de La Moneda manifestó que “Ese PDI fue asesinado por personas que usaron armas de fuego para oponerse a la acción de la justicia y, por lo mismo, nos reuniremos con la policía y con la fiscalía para las acciones que tomaremos de aquí en adelante para perseguir a aquellas personas que cometieron este horrendo crimen”.

Por su parte, Espinosa manifestó estar muy afectado con la noticia y que viajaba a la zona para dar un “espaldarazo a la gente”, además de asegurar que “A estos criminales los vamos a perseguir y vamos a llegar a las últimas consecuencias”.

Seguir Leyendo

Actualidad

Llamado al distrito 20 a apoyar una candidatura independiente y del pueblo: Daniela Guzmán Huenchuleo

Publicado

el

Como Trabajadoras y Trabajadores al Poder hemos sido desde un principio críticos con el proceso constituyente, condenamos y criticamos abiertamente el Pacto por la Paz elaborado por los partidos del régimen a espaldas del pueblo, entendemos que aquel pacto significó que todos los partidos firmantes actuaran como un solo bloque del poder con el propósito evitar la caída del gobierno de Piñera, un escenario que en propias palabras de los voceros del régimen parecía probable después de las masivas jornadas de huelgas de octubre y noviembre.

Sin embargo, también debemos ser capaces de interpretar el sentir del pueblo que manifestó el 25 de octubre pasado su voluntad de iniciar un proceso constituyente con un voto masivo histórico que demostraba el rechazo de la sociedad a la constitución pinochetista. Si el pueblo votó por incidir en el proceso constituyente, las organizaciones revolucionarias debemos realizar el esfuerzo por llevar las ideas y el programa de la Rebelión Popular a todos los frentes de lucha, incluida la Convención Constitucional, no podemos quedarnos de brazos cruzados permitiendo que dicha instancia se convierta en un «salón de té» de los representantes de la burguesía local, de los partidos políticos tradicionales, los mismos que hoy se disfrazan de falsos independientes, debemos convertir la instancia en otro escenario más de la lucha de clases; denunciar la mentira y las trampas políticas de los delegados del régimen, promover un programa político revolucionario que recoja las más sentidas carencias del pueblo y que remueva las bases económicas de la institucionalidad neoliberal.

Para poder lograrlo es una tarea imperiosa apoyar candidaturas independientes nacidas del pueblo y la clase obrera. Considerando que estamos en un contexto histórico revolucionario a nivel global, no debemos abandonar al pueblo ni la lucha en las calles bajo ninguna circunstancia, por otro lado, este proceso debe servir al campo popular para ir encontrándose, limar asperezas y constituirse como un Frente Político y Social que aglutine a todas las organizaciones revolucionarias, populares, comunitarias, sociales y las y los delegados constitucionales consecuentes en torno a un programa político que incluya entre otras cosas la exigencia de libertad incondicional para las y los presos políticos. También debemos ser capaces de preparar una gran huelga general por fuera de la burocracia de la CUT que busque derribar a través de un golpe duro y fulminante al gobierno de Piñera. Hoy, a más de un año de las históricas jornadas de octubre y noviembre sabemos que es posible, que se puede hacer si se confía en la capacidad del pueblo autoorganizado.

Es por eso que como Trabajadoras y Trabajadores al Poder apoyaremos la candidatura de la dirigenta vecinal Daniela Guzman Huenchuleo mujer, mapuche y consecuente; pobladora de la boca sur del Biobío, madre, feminista y activista que se ha ganado su legitimidad a gracias a años de ser partícipe de la experiencia de lucha y organización popular en su territorio quien va por el Distrito 20 (Chiguayante, San Pedro de la Paz, Penco, Concepción, Florida, Coronel, Hualpén, Hualqui, Santa Juana, Talcahuano y Tomé) dentro de la lista «Asamblea Popular Distrito 20».

Esta candidatura sin el apoyo ni financiamiento de ningún partido político tradicional se sustenta en el propio esfuerzo de vecinos y vecinas de la población Boca Sur, organizados a través del Centro Cultural Víctor Jara, Junta de Vecinos 8R, la Unión de Pobladores y Pobladoras de Boca Sur, Comedor Popular Claudio Benedito, Comité de vivienda La Dignidad, entre otras. Es decir, una candidatura que surge del mismo pueblo organizado que al igual que en el resto del país el 25 de octubre se volcó en masa a rechazar la constitución de la dictadura. Una vez alcanzada la victoria del apruebo se generó una interrogante por parte de las y los pobladores: ¿Por qué no llevamos a alguien de nuestro propio barrio para que nos represente en la convención constitucional y ponga en la discusión los verdaderos problemas que tenemos las y los pobladores de Boca Sur?

¡Sabemos que si no está el pueblo presente el proceso constituyente es solo un espectáculo que no resolverá ninguna de las carencias más sentidas por la población, por eso no podemos dar la batalla por perdida antes de librarla!

Por último, hacemos un llamado al resto de las organizaciones políticas revolucionarias, comunitarias, sociales, al movimiento popular en general a apoyar las candidaturas constituyentes honestas e independientes, a superar «la parcela», el sectarismo, el purismo ideológico, el «camino propio» y ponernos a la altura del proceso histórico que estamos viviendo, en pos de conseguir lo más valioso; la unidad del movimiento popular, que no se queden solo en denunciar las trampas de la cocina política, sin hacer el intento por revertirlas, esto teniendo en consideración que las candidaturas del régimen ya están casi inscritas, mientras que las candidaturas independientes deben aprovechar al máximo el poco tiempo que queda para reunir las firmas necesarias.

Para apoyar la Candidatura deben acceder a la plataforma https://patrocinantes.servel.cl/auth/login iniciar sesión con su clave única y buscar a Daniela Guzmán Huenchuleo para patrocinarla.

¡A patrocinar a las candidaturas independientes y del pueblo!

¡Sin el pueblo no habrá proceso constituyente!

¡El pueblo despertó, construyamos juntxs la revolución!

TRABAJADORES Y TRABAJADORAS AL PODER BÍOBÍO

Seguir Leyendo

Lo más visto