Conecte con nosotros

NACIONAL 2

Opinión | Las asambleas territoriales frente al escenario de movilización

En Valparaíso se ha desarrollado en estos meses una sólida organización popular que hoy enfrenta el escenario de Pandemia.

Publicado

el

Valparaíso en su historia reciente se ha constituido en una ciudad caracterizada por colectivos y espacios comunitarios territorializados en diversos cerros, con una fuerte dispersión y poca articulación. La rebelión popular iniciada en octubre vino a profundizar los procesos políticos de construcción territorial impulsándolos a dialogar, vincularse y pensarse en conjunto. Las asambleas populares son una síntesis del trabajo comunitario desarrollado por años por diversos espacios territoriales y la irrupción más coyuntural que abre la necesidad de enfrentar el proceso histórico constituyente mediante la Asamblea comprendida como un espacio auténtico de encuentro y deliberación política.

Ya transcurrido cuatro meses de la Rebelión las Asambleas Populares enfrentan un escenario de algidez política que traza principalmente cuatro grandes objetivos: el fortalecimiento territorial, la necesidad del ordenamiento orgánico, la articulación a nivel regional y nacional, pensar las Asambleas desde una perspectiva estratégica y levantar y sostener un plan de lucha.

  1. Fortalecimiento territorial.

Un elemento que ha caracterizado la revuelta popular ha sido su fuerte arraigo territorial, las diversas formas de depredación de las vidas y devastación de los territorios se expresan a nivel nacional, lo que ha configurado un pueblo movilizado que valora y opera fortaleciendo a las comunidades y su poder sobre el espacio habitado. Las asambleas territoriales como espacios de construcción de poder reflejan esta alternativa, que sometidas a los vaivenes de una movilización extensa y con altos niveles de represión estatal, enfrentan durante el verano de 2020 un desgaste, que se refleja en su masividad, no así en la potencia de los enfrentamientos callejeros ni en el apoyo popular, otorgando el tiempo para el necesario fortalecimiento interno de las asambleas como espacios de construcción popular.

  1. La necesidad del ordenamiento orgánico.

Algunas asambleas territoriales emergieron espontáneamente tras el comienzo de la revuelta y la visualización de la necesidad de concretar la unión como modo de defensa ante una guerra declarada unilateralmente por el gobierno. La pausada construcción de organizaciones de base en los territorios posibilitó una articulación que hoy se enfrenta a la necesidad de constituir una estructura que funcione bajo las lógicas democráticas que los pueblos están practicando. Este paso es clave no solamente para el fortalecimiento interno, sino para disipar desconfianzas que hoy en día han inundado la mayoría de los espacios de forma transversal. Evidentemente no se puede construir desde la sospecha constante, levantar la claridad orgánica permitirá delimitar desde que sentido convergemos. Las asambleas territoriales comienzan a erigir con un ritmo propio su rostro en un período histórico caracterizado por las movilizaciones a nivel global.

  1. Las Asambleas Populares desde una perspectiva estratégica.

Frente al agotamiento del pacto de dominación, las Asambleas populares nacen como un ejercicio auténtico de poder local territorializado haciendo frente a la crisis de legitimidad existente en la institucionalidad burguesa. En este proceso las Asambleas comienzan a transformarse en un órgano estratégico que permite prefigurar un ejercicio democrático popular por el control territorial en diversos ámbitos de la vida. Si el capitalismo neoliberal se caracteriza por mercantilizar todas las esferas de la vida, la respuesta de las Asambleas debe sostenerse como un espacio de la reapropiación de lo que nos fue arrebatado, de repensarnos contrarrestando las lógicas que impone el capital. Si concebimos el Poder Popular como una expresión de control territorial que logra responder a la reproducción de la vida desde el protagonismo popular consumando prácticas de solidaridad, cabe preguntarnos ¿la cualificación de las Asambleas Autoconvocadas logrará perspectivarse más allá del actual momento constituyente? La apuesta del reformismo es clara, la centralidad con que miran este proceso en el plebiscito es muestra de un horizonte achatado por la inmediatez del presente, el ejercicio revolucionario por resquebrajar el orden existente se aleja de esa mirada, permitiendo concebir a las Asambleas como fuerza histórica en movimiento.

  1. Tejer redes regionales y pluri-nacionales.

La contradicción que se expresa para enfrentar la articulación está marcada por la baja momentánea de la asistencia que están teniendo las Asambleas y la necesidad de sostener un proceso constituyente soberano con articulación nacional con protagonismo en las Asambleas. De esta manera, el encuentro realizado en Santiago el 18 de enero en la Escuela de Artes y Oficio en donde según los organizadores habrían participado 164 asambleas de diversas poblaciones de la región metropolitana y 30 asambleas representantes de la quinta, sexta, octava, Temuco y de Antofagasta y traza el camino de la urgencia del reconocimiento de las Asambleas existentes a nivel nacional con miras a levantar los encuentros regionales que permita el fortalecimiento del proceso organizativo sostenido. Cabe preguntarnos ¿Cómo avanzar hacia la complejización organizativa en la articulación, con Asambleas momentáneamente debilitadas? La clave parece estar en los niveles que asuma dicha articulación, esperando que la reactivación del movimiento permita profundizar el proceso. Estamos hilvanando el tejido.

  1. Levantar y sostener un plan de lucha.

Los procesos de diagnóstico han sido levantados mediante metodologías participativas develando las problemáticas y necesidades existentes en el transcurso de estos meses. Ante la complejidad del escenario político y la profundización de los conflictos, se vuelve necesario pasar a un momento que levantemos y delimitemos un plan de lucha que traces objetivos claros tales como:

– Libertad a los presxs políticos de la rebelión popular.

– Destitución del Gobierno de Sebastián Piñera.

– Ilegitimidad del proceso constitucional y la necesidad de levantar la Asamblea Constituyente Popular, soberana y vinculante.

– Juicio y castigo a los responsables de las violaciones sistemática de los DDHH.

Las Asambleas Populares Autoconvocadas deben asumir el protagonismo para impulsar y sostener la lucha, desde una perspectiva territorial con vocación de articulación y coordinación con otros sectores, ya que debemos asumir, que este proceso se resolverá sumando a todos los actores del campo popular y la clase trabajadora.

 

[1] http://elporteno.cl/2020/01/23/exitoso-encuentro-de-asambleas-territoriales-de-la-region-metropolitana/

Seguir Leyendo
Haga clic para comentar

Deja un comentario

Opinion

MANDU, PRESO POLÍTICO DE PUNTA ARENAS: CONSIGUE LIBERTAD VIGILADA INTENSIVA POR CINCO AÑOS

Publicado

el

por Ivonne, Militante Trabajadores y Trabajadoras al Poder

Este martes 1 de diciembre, desde las 13:30 horas, se llevó adelante la audiencia de lectura de la parte resolutiva de la sentencia condenatoria de Marcelo Mandujano, por los delitos de incendio de un edificio en donde funcionaba la AFP Hábitat y por el delito de desórdenes públicos relativos a la jornada del 12 de noviembre del 2019, imputaciones que lo han mantenido en prisión preventiva desde el 10 de enero del 2020.

En la pasada audiencia, el Tribunal de Juicio Oral en lo penal decidió condenarlo como autor del delito de incendio a cuatro años y 324 días de presidio menor en su grado máximo, a la pena accesoria de la inhabilitación absoluta perpetua para el ejercicio de sus derechos políticos y a la inhabilitación absoluta del ejercicio de cargos públicos mientras dure la condena y, como autor del delito de desórdenes públicos a la condena de 41 días de prisión en su grado máximo, sumando una condena de 5 años.

Registro de actividad durante una de las jornadas de ayuno, en Punta Arenas, por la libertad de las y los presos políticos de la Revuelta

Sin embargo, hoy, el Tribunal determinó la aplicación de la pena sustitutiva de Libertad vigilada intensiva, por un plazo de cinco años, debiendo dar cumplimiento al plan de intervención individual que determinará en los próximos días Gendarmería de Chile, además del imperativo de que Mandu fije un domicilio permanente y que, en caso de modificaciones de dirección, debe informarlo oportunamente.

En virtud de esta sentencia, Mandu es condenado al pago de 660 UF más los intereses, suma que supera los 19 millones de pesos, por concepto de las rentas de arrendamiento que la dueña habría dejado de percibir producto del incendio del inmueble.

En esta audiencia se dio curso a la revisión de oficio de la medida cautelar de prisión preventiva, al haber transcurrido más de 6 meses desde su inicio. La defensa solicitó que, entendiendo que aún no está ejecutoriada la sentencia que se lee en dicha instancia (lo que significa que pudiera modificarse el resultado por la vía de la impugnación, ya sea por la interposición de un recurso por parte de la fiscalía o por parte de algún otro querellante) el escenario cambia con la lectura de la sentencia definitiva que no tiene como consecuencia la aplicación de una condena de prisión efectiva, por lo que esta medida cautelar es reemplazada por otras 3 de menor intensidad: arresto domiciliario nocturno, firma mensual y arraigo regional, las que permanecerán vigentes hasta que la sentencia quede ejecutoriada, es decir, hasta que se agote el plazo para interponer recursos o que, habiendo interpuesto algún recurso, no se haya acogido a las pretensiones de modificar el contenido de la sentencia.

Registro de actividad durante una de las jornadas de ayuno, en Punta Arenas, por la libertad de las y los presos políticos de la Revuelta

Es motivo de celebración que Mandu pueda gozar de libertad, y aunque no será completa, ya que estará sujeto a un plan de intervención de gendarmería, sí estará fuera de las condiciones de aislamiento e indignidad de los recintos penales de Chile y lejos de los 11 años que estaba pidiendo el Ministerio Público por un proceso con bastas irregularidades ya mencionadas en notas que este periódico ya ha publicado.

Resulta manifiestamente injusto que Mandu haya tenido que pasar 326 días privado de libertad para que finalmente en el procedimiento se determinara que no sería condenado a prisión por los 11 años de condena que el ministerio público majaderamente sostenía.

Esto confirma lo que hemos venido sosteniendo: el carácter político de los procesos que caen sobre nuestros compañeros y compañeras aprisionados injustamente por luchar, ya que durante un año Fiscalía hace un festín mediático respecto de su gestión al lograr identificar y aprisionar a uno de los responsables de las acciones de protesta dadas en la región, en donde ya vemos que su posibilidad de neutralización está limitada a la aplicación de la prisión preventiva, pero no a una sentencia condenatoria de prisión, y  que por otro lado, tampoco se traduce en el aplastamiento de la protesta, sino todo lo contrario. No se logra intimidar represivamente al pueblo organizado, muestra de esto es la red de apoyo que se ha tejido alrededor de los casos de prisión política, en donde se han generado distintas acciones de visibilización, denuncia y apoyo.

Apoyo que será fundamental sostener de manera nacional e internacional, ya que debemos asumir la responsabilidad de pelear en la calle la libertad total e incondicional para todos y todas los presos/as políticas de la rebelión popular.

Este 10 de diciembre, a propósito de la conmemoración del día internacional de los Derechos Humanos, se está convocando a una Huelga Nacional por la libertad de las y los presos/as políticas de la rebelión popular, en el marco de la discusión sobre la posibilidad de una salida política de estos/as. Es de vital importancia que las y los comprometidos con esta justa lucha por la libertad de las y los presos nos aboquemos a la agitación y organización de esta jornada, dejando atrás los sectarismos y los traspiés que lamentablemente se han visto, mostrando unidad, organización y determinación y tensionando a los sectores organizados de trabajadores y trabajadoras a solidarizar y a ponerse a disposición de la combatividad que exige la jornada.

¡10 DE DICIEMBRE HUELGA GENERAL POR LA LIBERTAD TOTAL A LAS Y LOS PRESOS POLÍTICOS DE LA REBELIÓN POPULAR!

¡AMNISTÍA YA, SIN CONDICIONES Y SIN TRANSAR CON LA IMPUNIDAD DE LOS REPRESORES!

¡FUERA PIÑERA, ABAJO EL PARLAMENTO CORRUPTO! ¡POR UN GOBIERNO DE LAS Y LOS TRABAJADORES QUE DISUELVA LAS FF AA Y DE ORDEN!

Seguir Leyendo

Nacional

“Que la CNI devuelva a mis hijos”: 37 años desde la inmolación de Sebastian Acevedo

Un viernes 11 de Noviembre de 1983, el obrero de Coronel se quemó vivo frente a la Catedral de la Plaza de Independencia de Concepción. Su acto fue motivado por la desesperación ante el aprisionamiento de sus hijos por la CNI.

Publicado

el

Por Diego Chacano

Se cumple otra fecha desde la muerte de Sebastian Acevedo Becerra, el hombre que, a sus 52 años, se prendió fuego frente a la Catedral de la Santísima Concepción en plena dictadura militar.

El hecho que desencadenó esta inmolación fue la detención de sus hijos María Candelaria y Galo, apenas dos días antes por civiles armados desde su casa en Coronel.

Tanto María (quien fuera militante de Las Juventudes Comunistas) como su hermano fueron llevados a un centro de detención en Playa Blanca. Sebastian, sospechando que se encontraban en poder de la CNI se encaminó en su búsqueda por diversos recintos de la Región del Bío Bío, sin embargo no encontró respuesta de ninguna autoridad.

El día viernes 11 de Noviembre, Acevedo se cubrió de gasolina e inmoló su cuerpo frente a la Plaza de la Independencia de Chile.

Sus hijos, quienes habrían sido liberados momentáneamente pudiendo despedirse de su padre moribundo, nuevamente fueron encarcelados durante algunos años hasta que consiguieron su libertad (en gran parte gracias al movimiento y revuelo causado a raíz del caso.)

Su hija Erika declaró: “(…) La inmolación de Sebastián sacudió la conciencia de todo Chile, desnudó el drama de las detenciones secretas y las torturas. El impacto de esta acción fue tal que la dictadura se vio obligada a reconocer la detención de Galo y María Candelaria Acevedo, para días más tarde dejarlos en libertad.”

Ante los hechos se conformó un movimiento llamado “Movimiento Contra la Tortura Sebastián Acevedo” quienes protestaban contra las torturas cometidas por la CNI y que, hasta día de hoy, siguen remomerando el acto desesperado del padre de familia.

Seguir Leyendo

Nacional

“Hasta vencer o morir”: 32 años desde el asesinato de los comandantes Raúl Pellegrin y Cecilia Magni

Un día 28 de octubre de 1988, fueron asesinados en el poblado Los Queñes (VII Región del Maule) los altos rangos del Frente Patriotico Manuel Rodríguez: Cecilia Magni y Raúl Pellegrin.

Publicado

el

Por Diego Chacano

Cecilia Magni, conocida popularmente como “Comandanta Tamara” (apodo puesto en memoria de la guerrillera Tamara Bunke) fue de vital importancia en diversas operaciones de la organización guerrillera Frente Patriótico Manuel Rodriguez. Sus años de experiencia y fuerte liderazgo la llevaron a ser la única mujer en llegar a dirigir a los frentistas.

Raúl Pellegrin, por su parte, fue uno de los comandantes fundadores de la organización. Formado militarmente en Cuba, lideró algunas de las actividades más peligrosas del grupo, como el atentado fallido a Pinochet en septiembre de 1986, del cual también participó Cecilia.

Luego del fracaso en la “Operación Siglo XX” y la posterior separación entre el Partido Comunista de Chile y el FPMR, se comenzó a idear el proyecto denominado “Guerra Patriótica Nacional”, la cual pretendía llevar a las masas a sublevarse contra el régimen ante la desconfianza en un eventual plebiscito o cualquier tipo de “retorno a la democracia” pactada por las castas políticas.

Raúl y la Comandanta Tamara lideraron personalmente las diversas acciones planificadas para la “Guerra Patriótica Nacional”, tomando diversos poblados rurales: La Mora, Pichipellahuén y Los Queñes.

Sin embargo, fue en este último lugar donde, luego de haber ocupado exitosamente el terreno, un grupo de carabineros detuvo a los frentistas. Ambos fueron torturados y asesinados por efectivos policiales.

El día 30 de octubre sus cuerpos fueron encontrados con notorias marcas de tortura en las cercanías del río Tinguiririca. Según los informes se les habría aplicado electricidad y también fueron golpeados brutalmente.

El año 2014 la Corte Suprema absolvió a los principales acusados del asesinato de Raúl y Cecilia. “Dejaron a los asesinos libres. El juicio se fue por el lado de la autopsia y no por el de todo el operativo que hubo detrás. Le quitaron el peso político”. Así dijo Carla Pellegrin, hermana del comandante Raúl.

Seguir Leyendo

Lo más visto