INTERNACIONAL

Se estiman en 126.000 millones de dólares las pérdidas totales provocadas por la pandemia

Dentro de los principales afectados por la crisis económica global se encuentran las pequeñas y medianas empresas, muchas de las cuales tendrán que cerrar durante el año por la incapacidad de superar sus problemas económicos.

El avance de la pandemia de coronavirus alrededor del mundo ha golpeado profundamente al sistema económico global, sobre todo en aquellos países sumamente dependientes de las cadenas de suministro dominadas por las grandes potencias globales – China, Estados Unidos y la Unión Europea -.

Dentro de este marco de profunda crisis que no parece resolverse en el corto ni mediano plazo, un importante golpe lo han sufrido las pequeñas y medianas empresas, merced al desamparo al cual muchas veces se ven expuestas frente al trato directo que poseen los grandes grupos económicos con los gobiernos locales. En aquel estado de cosas, y según información publicada por el último informe del Centro de Comercio Internacional, las pequeñas y medianas empresas relacionadas o pertenecientes al sector servicios han sido las más golpeadas, debido a las restricciones impuestas por los gobiernos con el fin de intentar impedir el rápido avance de la pandemia.

La situación es tan grave que muchas de estas empresas han debido cesar sus operaciones, estimándose que alrededor de 1/5 de las pequeñas y medianas empresas corren el riesgo de cerrar en un plazo cercano a los tres meses. 

Acá en Chile, por ejemplo, el régimen de Sebastián Piñera anunció con “bombos y platillos” la implementación de la Ley de Protección al Empleo con el fin de ayudar a las PyMes, solapando las verdaderas intenciones de dicho anuncio: ir en ayuda de los grandes grupos económicos nacionales. Por lo mismo, a día de hoy resulta evidente que en el país la crisis no sólo está desatada a nivel sanitario, sino que también económico, ya que muchas de esas PyMes languidecen debido al omnímodo poder que ejerce la gran burguesía en el trato con el gobierno.

A esta situación se suma el creciente número de trabajadores y trabajadoras desempleados y/o totalmente precarizados en sus labores, expuestos día a día a posibles focos de infección.

Agregar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: