INTERNACIONAL

La síntesis noticiosa del día: La situación en América Latina

La situación latinoamericana se ha caracterizado durante el último tiempo por la agudización de la pandemia en países como Brasil o Ecuador, el cuestionamiento a distintos gobiernos del continente y la intervención progresiva de Estados Unidos en algunos países de la región.

Foto de portada: Agencia EFE. 

Así como en Chile, la mayor parte del mundo está siendo azotada por el avance de la pandemia de Covid-19. Y así como en el país el último reporte arrojó 4.471 casos confirmados de contagio y 34 fallecidos, en otros países del continente estas cifras son similares o incluso más dramáticas.

Por lo mismo, como Diario Venceremos hemos decidido hacer un pequeño paréntesis en nuestros reportes periódicos del acontecer nacional, para dedicarlo en esta ocasión a la situación latinoamericana en la lucha contra el coronavirus. También brindaremos pequeñas síntesis de otras noticias relacionadas al tema.

Hemos decidido comenzar con una síntesis de la situación en América Latina por ser el continente al cual pertenecemos, con dinámicas sociales y medidas gubernamentales que pueden ser comparables a la situación nacional. Prontamente esperamos comenzar a realizar síntesis noticiosas de carácter global.

Es necesario partir señalando que a día de hoy en Latinoamérica y el Caribe hay 30.352 casos de personas infectadas por Covid-19, con 1.052 personas fallecidas. Estas cifras, divulgadas por la Agencia AFP, están supeditadas a los sistemas de medición y registro de cada país, los cuales no siempre son exactos y rápidos, por lo cual es muy probable que el número real de infectados y fallecidos sea aún mayor.

Los países de América Latina con mayor número de personas infectadas son Brasil con más de 10.000 casos, seguido de Chile con más de 4.000 casos y México, con más de 1.000 infectados. Si bien las cifras de infectados son del todo importantes y trascendentales para realizar un balance de la situación continental, igualmente relevantes son las cifras de fallecidos.

En este apartado se tornan dramáticos los casos de Brasil y, por sobre todo, Ecuador. El país de habla portuguesa registró en su último cómputo 486 fallecidos, mientras que la situación en Ecuador es aún más crítica ya que si bien registran de forma oficial sólo 172 fallecidos, el propio presidente Lenín Moreno ha afirmado que esta cifra es aún mayor.

La zona más crítica en Ecuador es la provincia del Guayas, siendo su capital Guayaquil la ciudad más afectada de todo el país con 2.402 casos confirmados. La crudeza de imágenes en las cuales se puede observar cadáveres arrojados en la vía pública debido a que no son retirados por las autoridades dan cuenta de la inoperancia que ha tenido el gobierno y el Ministerio de Salud de dicho país para afrontar la crisis, quienes anunciaron hoy como gran medida la entrega de 2.000 ataúdes de cartón prensado para poder resguardar dichos cadáveres.

Por medidas de este tipo el propio vicepresidente ecuatoriano ha tenido que “pedir disculpas” a toda la ciudadanía.

Tanto Ecuador como Brasil, países que están gobernados por presidentes de derecha afines al capitalismo, se han caracterizado por medidas sumamente tardías en el combate al Covid-19. En el caso brasileño su presidente, Jair Bolsonaro, ha concentrado críticas de diversos sectores de la población y la institucionalidad por su errático manejo de la crisis, bajándole el peso y tensionando a las autoridades locales para no parar la producción mediante medidas que restringan la libre circulación de la gente.

Esta postura le ha valido al presidente brasileño la desaprobación de buena parte de la sociedad, reflejándose esta situación en las encuestas donde sólo 1/3 de los brasileños y brasileñas aprueban su gestión, acrecentándose incluso durante los últimos días rumores de una posible renuncia vía presiones militares, los cuales por el momento han sido desmentidos.

Es importante tomar atención a lo que pueda pasar tanto en Ecuador como en Brasil, ya que en cuanto a lineamientos políticos los gobiernos de ambos países son lo más cercano al gobierno chileno, y si bien este país aún no enfrenta situaciones tan críticas como la ecuatoriana, la enorme tasa de contagiados – segunda a nivel latinoamericano – amenaza con poder agudizar la crisis en cualquier momento si no se toman medidas realmente efectivas.

Otros países de la región sí han tomado medidas drásticas para combatir al Covid-19, como es el caso de Venezuela, El Salvador y Argentina, los cuales han decretado durante las últimas semanas la cuarentena total para sus ciudadanos. Medidas de este tipo han repercutido  positivamente en el número de infectados en dichos países, ya que Argentina sólo registra 1.554 infectados – 47 fallecidos -, y Venezuela 155 infectados – con 7 fallecidos -. Cabe destacar que ambos países poseen mayor población que Chile, y si bien estas cifras están supeditadas a los sistemas de medición y control de cada nación, dan cuenta de parámetros esperables si el gobierno chileno decidiera aumentar, por ejemplo, el número de comunas en cuarentena a nivel nacional.

Lamentablemente, sobre la dignidad de los pueblos latinoamericanos en la lucha contra el Covid-19 se cierne, una vez más, la sombra del gobierno de los Estados Unidos. 

El gobierno del “gigante del norte”, contra las cuerdas y sumamente afectado por una pandemia que lo posiciona como el país con el mayor número de infectados en el mundo, ha estrechado sus medidas sobre nuestro continente para resguardar su propia integridad, en una actitud que el cineasta estadounidense Oliver Stone ha declarado como “tremenda falta de decencia humana”. Esto, debido a la profundización del bloqueo que Estados Unidos tiene sobre países como Venezuela, Cuba o Nicaragua, los que se ven directamente afectados por no poder acceder rápidamente a insumos básicos necesarios para combatir al coronavirus.

Las medidas de Donald Trump han apuntado durante esta coyuntura a sacar el mayor rédito y provecho de nuestro continente para resguardar los intereses de su nación, reflejándose en la petición realizada a la multinacional 3M para que “dejase de enviar mascarillas N95” hacia América Latina, destinándolas exclusivamente al mercado norteamericano.

Si bien esta petición fue rotundamente denegada por la empresa estadounidense, da cuenta de la visión que tiene Trump respecto a Latinoamérica, viéndolo aún a día de hoy como un mero “patio trasero” de su país.

No contento con aquello el mandatario estadounidense ha aprovechado la coyuntura desatada por el Covid-19 para estrechar el cerco sobre Venezuela, acusando hace unos días a su presidente, Nicolás Maduro, de ser parte de una enorme red de narcotráfico que exporta drogas hacia Estados Unidos. Sin mayores pruebas, sólo avalado por informes de inteligencia locales, el gobierno yankee aprovechó dicha acusación para mover un gran contingente militar al mar Caribe cercano a Venezuela, extendiéndose el cerco a la frontera de este país con Colombia. 

Durante los últimos días se han difundido videos por redes sociales en los cuales puede observarse a soldados estadounidenses operando en la frontera de Colombia con Venezuela, en un claro acto de provocación supuestamente avalado por las policías colombianas.

Es necesario poner atención a esta situación, ya que puede agudizarse en los próximos días dando cuenta de la histórica mezquindad estadounidense, un país que ha aprovechado coyunturas como ésta para afianzar su dominio global en diversas zonas estratégicas, y que ahora, acorralado y azotado por una crisis que amenaza con desplazarlo de su dominio hegemónico, no hace más que tirar rodaje de sus métodos históricos para sacar provecho de nuestro continente mediante intervenciones de todo tipo.

El pueblo latinoamericano debe estar unido no sólo en el combate al Covid-19, sino que combatir también a los gobiernos incapaces de sacrificar la salud del modelo capitalista en detrimento de su propia gente; y por sobre todo, combatir los intereses imperialistas que intentan salvar su propio pellejo a costas de países hermanos. 

 

Agregar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: