MOVIMIENTO SOCIAL

La lucha de las mujeres por la libertad de los y las prisioneras políticas

La prisión política ha sido un tema oculto por parte de las instituciones de derechos humanos, sin embargo, en este proceso de autoorganización en  las diversas regiones  bajo el contexto de rebelión surgieron instancias que giran en torno a la libertad de los presos y presas de la revuelta, que acompañan a las familias en este proceso. Un ejemplo de esto es la Coordinadora 18 de octubre en la RM que está cumpliendo un rol relevante, ante más de 2.500 personas encarceladas.

Las fotos fotografías usadas en esta edición corresponden a AFI WOMAN/Sofía Yanjari

Las mujeres en la dictadura cívico-militar cumplieron un rol fundamental en hacer caer el régimen de Pinochet, organizaron el Día de la Mujer Trabajadora en pleno autoritarismo, lucharon y buscaron incansablemente a sus familiares, parejas y amistades que fueron perseguidos por parte de los agentes del Estado, impulsaron organizaciones y algunas dieron hasta su vida por construir una sociedad en donde valiera la pena vivir. Hoy bajo el contexto de rebelión y de represión las mujeres están en las asambleas territoriales, están en los espacios de coordinaciones y con fuerza luchan por la libertad de los presos y presas de la revuelta.

El 30 de octubre Esteban Bustos, Rubén Rivas y Gilberto Mendoza, militantes del Movimiento Juvenil Lautaro fueron detenidos por Carabineros de la 51° Comisaría de Pedro Aguirre Cerda en la Av. La Feria, en el sector sur de Santiago. El motivo de la detención se debía al levantamiento de barricadas en la línea férrea del Tren Central de Santiago que conecta el tramo de Nos con el de la Alameda. Fueron formalizados por el artículo 105 de la Ley de Ferrocarriles. Sin embargo, hay diversas irregularidades en el proceso, puesto que, ellos en la mañana salían de una reunión y solo les incautaron tres encendedores, además, fueron detenidos con dos personas más y Carabineros los dejó libres. Durante este jueves fue una nueva audiencia y conversamos con Patricia (pareja de Gilberto) y Carolina (madre de Rúbén).

Ver:Caso de los militantes Lautarinos

¿Hay persecución política en este caso?

Patricia: Dicen que el Movimiento Juvenil Lautaro es de extrema izquierda, político- militar, se sabe que desde los principios de los noventa ellos dejaron las armas, en el presente son solo una organización que está con el pueblo, no tienen ninguna otra función más que eso. A ellos los están tratando como “delincuentes”, “terroristas”y “egoístas innatos” por el solo hecho de pensar distinto de lo que el Estado quiere que pensemos.

Carolina: Si uno mira de forma global sobre lo que está pasando su prisión está más enfatizada a que él es militante del Movimiento Juvenil Lautaro, porque no hay ninguna prueba.

¿ Cómo sujeta política qué tal ha sido este proceso en cuánto a la exigencia de la libertad de los presos y presas de la revuelta?

Patricia: Nosotros nos organizamos como Guacoldas, que es una organización que inició en los noventa cuando casi todos los militantes del Movimiento Juvenil Lautaro cayeron en la misma cárcel que están ahora los chiquillos. Ahora volvimos a reconstruir la agrupación y partimos apoyando a Esteban, Rubén y Gilberto. Además, empezamos agruparnos con otros familiares de prisioneros y prisioneras políticas, ahí surgió La Coordinadora 18 de octubre, que ha sido fundamental en todo esto, no solo de ayudarnos económicamente y emocionalmente, sino que también de visibilizar…. nadie está hablando de prisión política, ni siquiera los organismos de derechos humanos.

El apañe lo hemos tenido del pueblo, porque no hemos tenido ningún apoyo de las instituciones, menos del Estado.

Carolina: Yo no pertenezco al grupo Lautaro, respeto su fundamento. Yo estaba ciega, como cualquier chileno, hasta el 30 de octubre. Después que pasó el proceso en donde estaba involucrado Rúben, yo empecé a involucrarme con otras familias que están pasando por la misma situación …. lo de mi hijo es terrible por donde se le mire, pero empatizo con las madres de los presos políticos de Santiago 1, porque ellas lo están pasando muy mal.

Mi hijo tiene 21 horas de encierro, a lo mejor las mamás me van a entender que a pesar de que esta Rúben encerrado, yo estoy tranquila, porque no está en ese ambiente, mientras que las mamás que tienen a sus hijos en Santiago 1 están pasando por situaciones que no debiesen ser… ellos han tenido que aprender a defenderse y están en un lugar dónde están muy vulnerables.

¿Por qué se oculta la prisión política?

Patricia: Porque nadie quiere hacerse responsable de todas las atrocidades que están cometiendo y de los derechos humanos, como por ejemplo, tener un juicio justo. Menos en un Estado con el que uno está peleando y con el que luego se está aquí en tribunales… por más que el Instituto Nacional de Derechos Humanos insista que es autónomo ni siquiera habla del tema.

Carolina: Yo creo que acá está la mano superior del gobierno, de que no quieren instalar la revuelta del 18 de octubre y le están bajo el perfil al decir que no hay presos y presas políticas, esa es mi visión. En el caso de Rúben hay prisión política, le realizaron exámenes y esas pruebas aún están guardadas.

¿En ese caso particular qué derechos crees que se le ha vulnerado a los militantes lautarinos?

Patricia: Principalmente el derecho a presunción de inocencia, que en ningún momento como vemos en otros juicios, ya sea en delitos comunes, de que uno es inocente hasta que se demuestre lo contrario, acá ha sido todo lo contrario, han sido culpables hasta que se muestre lo contrario. No han tenido el derecho a un juicio justo y en las condiciones carcelarias en la cuáles están. Ellos está en la cárcel de alta seguridad y no tienen acceso a información, tienen restricciones de visitas, solo pueden tener dos visitas a la semana.

En la cárcel de alta seguridad quedó Rúben, ahora tienen orden de arresto el resto de los militantes, desde el principio hubo un hostigamiento de parte de la 51°comisaría, que está viendo el caso de Rúben, primer día que sacaron la orden de arresto fueron a la casa a buscarlo.

Carolina: Hay un principio que yo pensaba que existía en Chile, que es la presunción de inocencia, que no se le juzgue hasta comprobar el hecho y no vulnerar un debido proceso, acá no existe eso. Se las ha violado sus derechos desde el primer día en la 51° Comisaría, de partida, ellos fueron interrogados por carabineros encapuchados, fueron amenazadas sus familias, haciendo notar que había un previo seguimiento, porque a cada uno les mencionaron los nombres de las personas principales de sus familias y eso es una amenaza.

¿En qué está la situación de los militantes lautarinos?

Patricia: Se quería pedir revisión de medida cautelar por más que los chiquillos estén con orden de arresto… ellos están con prisión preventiva, porque se les revocó el arresto domiciliario. Hoy era el cierre o extender el plazo de la investigación, obviamente iba ser un alargue, porque en el Ministerio tienen el gusto de querer extender los plazos, pidieron 80 días de investigación, finalmente quedó en 60 días.

¿Has sentido persecución política en este proceso?

Patricia: Como familiar yo no, desde que paso todo esto… una cambia en el sentido que ya no eres como antes… tienes una preocupación más que la lucha misma. Estás entre dos luchas, la que está en el contexto país y en la que está mi compa. Yo por lo menos he estado más con él. He dejado igual a mi pueblo de lado, pero en realidad estoy con los prisioneros y prisioneras que también es una lucha.

La pareja de Rúben una vez se sintió perseguida por un tipo que siempre estaba en la misma hora cuando estaba ella. Además, cuando describieron a este paco encapuchado, Rúben dio las características de como era y la descripción calzaba perfecto con el tipo que estaba persiguiéndola, y se sintió un poco paranoica. Una se pone igual… es que puede pasar cualquier cosa, si ya están violando los derechos con los y las que luchan, una que es familiar también pueden hacernos cosas.

Carolina: A la pareja de mi hijo sentimos que le estaban realizando seguimientos….

¿Este 3 de marzo hay una marcha por la libertad de los presos y presas de la rebelión van adherir a este llamado?

Patricia: Nosotros adherimos a la marcha, porque creemos que es necesaria para seguir visibilizando la prisión política. Traspasar la barrera de los que luchan y están conscientes para llegar a otros lados y que el tema sea reconocido por todos, ya que, es súper importante hablar sobre prisión política, porque son muchos chicos y chicas, adultos, hay hartos menores de edad.

Marzo se viene y creen que teniendo a los chicos en cana bajan las movilizaciones y es un método de castigo.

Carolina: Estaré en la marcha del 3 de marzo, porque tengo que ser solidaria con los jóvenes y por mi hijo, que ahora le aumentaron la prisión preventiva sin mayor profundidad… él sigue en prisión, si no lo podemos sacar antes serán seis meses de prisión preventiva. Hemos estado investigando y una prisión preventiva puede durar dos años.

Se avecina un escenario terrible… en nuestro país tanto que se luchó para salir del régimen militar. Ahora tenemos una democracia disfrazada, las personas no tienen derecho a protestar por nada y no hay libertad de expresión. Los medios tradicionales no dan a conocer la verdad de lo que está pasando, sino fuera por los medios independientes no tendría información.

A %d blogueros les gusta esto: