Ir al contenido

Entrevista| Reflexiones del paro docente desde Coronel.

Como Diario Venceremos nos acercamos a Richard Yañez Silva, profesor de la ”Escuela Maule” de Coronel.

Como es sabido, las movilizaciones de los docentes llevadas a cabo en las distintas regiones y ”periferias” del país fueron bastante dinámicas, desarrollando diferentes métodos de lucha hasta sus últimos días, entre los que destacan la ”marcha” de profesores desde Coronel a Santiago, diferentes cortes de calle, funas, encadenamientos en oficinas públicas y un largo etcétera.

El marcado centralismo de la política gremial y el rol de los medios de comunicación,  no permiten que las voces más presentes en las movilizaciones se escuchen. Tomando en consideración todo lo anteriormente expuesto, decidimos entrevistar a Richard, quien fue un dirigente activo en la movilización recién culminada.

A continuación dejamos sus reflexiones de la movilización, junto con algunos esbozos de las tareas que se trazan para el futuro.

 

¿Por qué nació la necesidad de movilizarse?

El Colegio de Profesores asume la movilización nacional a raíz de la entrega de respuestas al petitorio que se venía trabajando desde abril del año 2018. La respuesta insatisfactoria entregada por el MINEDUC incorporaba demandas que incluían la titularidad de las horas de extensión, el pago de mención a educadoras de párvulo y diferenciales, el término de la doble evaluación docente y una solución a la deuda histórica. Se suman a las exigencias, a raíz de la coyuntura política-educativa nacional, el rechazo al cambio curricular para terceros y cuartos medios que eliminará a Historia y Educación Física de las asignaturas obligatorias del plan común
¿Cuál fue el rol del gobierno y la ministra Cubillos?

El Gobierno puso paños fríos a la movilización desde un principio, apostando al desgaste y negando espacios de diálogo que permitirán destrabar el conflicto. Sin embargo, el movimiento recibió en todo momento un importante respaldo ciudadano que fue en ascenso y se reflejó en las diversas movilizaciones que fueron acompañadas por distintos sectores de trabajadores y estudiantes del país. Los docentes fuimos acompañados por el pueblo en todo momento, nuestra dirigencia no logró articular una lucha general a tiempo y cedió ante la presión patronal del gobierno de Sebastián Piñera.
A pesar de la enorme caída en las encuestas de la ministra Cubillos y su gobierno, provocada además por el paro docente, el aguilarismo logró poner fin a la movilización, llamó al repliegue y detuvo cualquier posibilidad de impulsar un frente común en defensa de la educación pública. También jugó al desgaste interno.

¿Cómo ves el proceso a la interna, a nivel organizativo/orgánico?

La movilización generó un proceso de desarrollo de conciencia importante en el profesorado, las bases nuevamente sobrepasan las dirigencias y retoman la lucha a nivel territorial, comunal. Nacen nuevos liderazgos que traen en sus mochilas las experiencias de luchas estudiantiles, nuevos métodos de acción pública.
Es interesante ver cómo en cada localidad se articularon redes de apoyo al paro docente, el carácter territorial (comunal) es clave para impactar a nivel nacional, los cacerolazos fueron ejemplo de aquello, desde Arica a Punta Arenas.
Este proceso de lucha nos plantea varios desafíos, es necesario seguir democratizando todos los espacios, retomar el discurso político-pedagógico y los espacios de formación, la solidaridad con otros sectores. Los Consejos Gremiales deben ser espacios reflexivos y políticamente activos, cada escuela y liceo debería ir reflexionando sobre un programa común de lucha por una nueva educación para Chile, provocar encuentros locales, comunales, provinciales, regionales y nacionales. El Colegio de Profesores debe retomar el movimiento pedagógico y ponerlo a disposición de un proceso que nos lleve a un Congreso Nacional de la Educación Pública, no solo para definir un programa de demandas, también para dialogar sobre nuevas pedagogías para una nueva escuela/sociedad.

¿Cuáles han sido las particularidades del proceso de movilización en Coronel?

En nuestra comuna el proceso de movilización fue muy participativo, durante todo el paro mantuvimos acciones permanentes de difusión de nuestras demandas y recibimos una amplia solidaridad de las organizaciones territoriales. También contamos con el respaldo de la unión comunal de padres, madres y apoderados, asistentes de la educación y directores establecimientos públicos de la comuna. En este contexto es posible entender la alta adhesión al paro en cada consulta nacional docente, nuestras demandas fueron comprendidas por la comunidad. Las realidades eran muy diversas a nivel nacional.

¿Cuál fue el rol de las dirigencias (Aguilar) en la movilización?

Queda en evidencia el verdadero papel que juegan las direcciones sindicales que predominan, desmovilizan y contienen a los sectores en lucha, empujan a la calle y luego actúan como bomberos. Aguilar responde al perfil de sindicalista clásico, calculador, claramente buscaban bajar la movilización para iniciar la campaña para las elecciones de noviembre, era un riego ampliar la lucha y sumar a otros sectores.
El aguilarismo debe ser combatido desde las bases con experiencias concretas de trabajo y construcción programática, las luchas por una nueva educación son las luchas de hoy. Ya no basta con marchar.

 

¿Cuáles han sido las represalias de las autoridades?

Esto está en desarrollo, sabemos de comunas donde hay descuentos y se encuentran en instancias de negociación con sus sostenedores, sin embargo, en la gran mayoría los sueldos fueron pagados y se presentaron los planes de recuperación. Estamos atentos y monitoreando cómo va desarrollándose el retorno a las unidades educativas.

¿Cómo crees que se puede reactivar la lucha por las demandas?
Es fundamental comenzar a desarrollar experiencias a nivel comunal, recrear allí lo que exigimos a nivel nacional. En Coronel llevamos dos años impulsando un Departamento Pedagógico comunal, realizamos el 1° Congreso por una Nueva Educación el año pasado con la participación de seiscientos profesores y profesoras, hay un esfuerzo por retomar el discurso pedagógico y ser un aporte en la discusión de la política educativa local. Un ejemplo de lo anterior es el Convenio que impulsamos entre Amnistía Internacional, Departamento de Educación Municipal de Coronel y el Colegio de Profesores para trasformar a la comuna en la primera a nivel nacional que impulsa la Educación Sexual Integral.
Reactivar la lucha por las demandas nos exige ampliar la mirada y dialogar con otros sectores, por eso es fundamental que el Colegio de Profesores se haga responsable de impulsar un proceso abierto de diálogo, en cada escuela o liceo, en cada comuna. Avanzar desde los territorios a una instancia nacional articuladora por una nueva educación, ya no por separado, ahora como una fuerza monolítica poderosa de todo un pueblo.

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: