Plebiscito y Asamblea Constituyente: El velo democrático que esconde la guerra de clases en Venezuela.

Plebiscito y Asamblea Constituyente: El velo democrático que esconde la guerra de clases en Venezuela.

La actual coyuntura más que dar un giro drástico, reafirma la profundización de los elementos sostenidos en análisis anteriores1. De esta forma, la prueba clara de lo mencionado son los recientes hechos ocurridos en Venezuela, donde escondido tras el velo de la libertad y la democracia del plebiscito, convocado por la oposición contra la Asamblea Constituyente, se desenvuelve una brutal guerra de clases emprendida por el Imperialismo de EE.UU y la Burguesía Venezolana.

18679af0f2ec323b84df8e301032ebd5

Existe una expresión clara de la ofensiva Imperialista norteamericana en la Región, la que podemos ver manifestada también en una grosera injerencia en África y Medio Oriente, cuyo fenómeno no puede ser entendido en su totalidad, sin observar las formas y métodos que ha ido adquiriendo la Guerra Contemporánea2. A nivel global, la expresión evidente de esta forma no convencional de Guerra la podemos observar en los procesos de desestabilización en países como Túnez, Egipto, Libia, Ucrania, Siria, etc. En donde más que presenciar una intervención directa de las fuerzas militares de Estados Unidos observamos una clara política de desgaste promovida por una intensa guerra económica, mediática (simbólica) e insurreccional que contempla protestas, acciones armadas, sabotaje, etc. Este proceso se prepara y gesta en un contexto de crisis y disputa interburguesa por la hegemonía global, por tanto la iniciativa ha sido un elemento crucial en su desenvolvimiento. En este ámbito, EE.UU. lleva la delantera a pesar de su evidente decadencia, ha asumido un rol protagónico en el respaldo financiero y comunicacional de los procesos de desestabilización de las zonas geoestratégicas del mundo que representen un peligro real para su hegemonía.

Desde el punto de vista político militar, su posición ha sido radicalmente agresiva, multiplicando la instalación de bases militares y preparando la constitución de fuerzas paramilitares al interior y exterior (fronteras) de los países intervenidos, con la finalidad de promover el enfrentamiento interno, cuestión que nos hace recordar la operación denominada “Guerra de Perros” orquestada por la CIA y aplicada en Yugoslavia con la intensión de dividir al país, generando la planificación de operaciones psicológicas que promovían el enfrentamiento interno entre el propio pueblo que tuvo como consecuencia la intervención de fuerzas extranjeras.

¿Cuánto de aquello ocurre hoy en Venezuela?

Al igual que en África y el Medio Oriente, el posicionamiento del imperialismo EE.UU. en el continente ha sido integral, Venezuela como país rico en recursos naturales (oro, petróleo, agua, etc.) y con una ubicación geopolíticamente crucial para el control del Caribe sin duda representa un país de interés para la hegemonía Yanqui a nivel global, por este motivo el interés de desestabilizarlo ha recobrado fuerza tras la firma del Decreto Ejecutivo contra Venezuela3 firmado por Obama hace algunos años, aprovechando el difícil momento económico de Venezuela (baja de los precios de la materias primas), a raíz de su condición de economía principalmente primario exportadora4, escenario que ha permitido volver a instalar las protestas de la oposición favoreciendo la articulación de una opinión sediciosa contra el pueblo Venezolano, amplificada por los medios y que tenía como objetivo central promover la aplicación de la carta democrática de la OEA.

Por otra parte, el reposicionamiento del comando Sur se ha visto favorecido tras la multiplicación de bases militares Norteamericanas en el continente, provocado por un fortalecimiento de las relaciones diplomáticas con los Gobiernos de la región y la instalación de nuevas bases militares en Perú (2), Chile (1) y Colombia (8), por ejemplo5 . También por diversos ensayos militares en la triple frontera (Colombia, Perú y Brasil), realizados en países que han tenido una clara postura de asfixia diplomática contra el país caribeño6. Finalmente en el concierto general de la región, no podía quedar fuera el emblemático proceso de paz en Colombia, cumpliendo tal como sostiene el periodista Hernando Calvo dos objetivos: Primero, frenar el proceso de inversiones Chinas en la zona y en segundo lugar lograr atar de manos a las FARC ante un eventual conflicto armado en Venezuela, que imposibilitaría su intervención, tratado que ha tenido como fatal consecuencia la rearticulación y control en manos del paramilitarismo de gran parte de la Frontera entre ambos países, que sin duda, dado la vinculación de estas bandas con el narcoterrorismo, el Gobierno y la oligarquía Colombiana serán de utilidad para los objetivos de intervención del Imperialismo mediante la asfixia y la preparación de grupos armados en la frontera (entrenamiento y armas), que funcionan como agitadores y merceranarios generadores del caos interno en Venezuela, convocando manifestaciones violentas, quemando instituciones y personas, además de desarrollar el crimen selectivo para crear un clima insostenible de ingobernabilidad en el país.

En este sentido, la radiografía que podemos sacar es nítida y elocuente, en un escenario de crisis integral del Capitalismo, de disputa interburguesa por la hegemonía global y de desarrollo de la guerra no convencional en diferentes zonas del planeta; la situación de Venezuela nos presenta dos evidentes posibilidades en la actual coyuntura: Por un lado es un latente peligro para Latino América y la humanidad entera, si es que la oposición Imperialista sigue manteniendo la iniciativa en el conflicto a través del control mediático, la guerra económica (desabastecimiento de bienes de consumo básico) además del desarrollo escalonado de las protestas e insurrecciones parciales, que se verán profundizados si la respuesta a dicha ofensiva sigue siendo la respuesta pasiva dentro del marco del Estado Burgués (por ejemplo la Asamblea Constituyente).

Y por otro lado, vemos que en la situación política de Venezuela se gesta una posibilidad histórica de frenar el horizonte de decadencia al cual nos traslada dramáticamente el Capitalismo. Por lo tanto, no solo estamos frente a la disputa exclusiva entre boliburguesía Chavista versus la Burguesía proimperialista de Venezuela como algunas miradas parciales, unilaterales y mecánicas sostienen y que pueden trágicamente culminar alentando falsas primaveras orquestadas por el Imperio, sino más bien está en curso la lucha de clases, cuya posibilidad concreta es la capacidad de una clase social de levantarse contra el imperialismo, la Burguesía y el Estado en su conjunto y el deber de las organizaciones revolucionarias del mundo es de solidarizar por el derecho universal de la autodeterminación de los pueblos, Por lo tanto la salida desde nuestra posición no es posible a través de una imposición coercitiva en manos del Estado como plantea Atilio Boron en un reciente articulo, sino que solo es factible mediante la fuerza revolucionaria y creadora del proletariado, el pueblo y sus legítimas organizaciones políticas, capaces de profundizar radicalmente el proceso Bolivariano y llevar adelante la Revolución Socialista, única fuerza capaz de frenar la ola fascista, la intervención Imperialista y las limitaciones del proceso vigente en Venezuela. Para que aquello se cumpla, no son suficientes las consignas, los candidatos, las recetas y los libretos de sus protagonistas, sino más bien la voluntad política y la capacidad moral (que no entendemos de forma disociada), de una clase social y su vanguardia revolucionaria de ejercer (y no proponer) y materializar mediante el poder revolucionario sus objetivos.

Como señalaba Mariategui: la revolución no es una idílica apoteosis de Ángeles del renacimiento, sino la tremenda y dolorosa batalla de una clase para crear un orden nuevo, ninguna revolución, ni la del Cristianismo, ni la de la reforma ni la de la Burguesía, se ha cumplido sin tragedia. La Revolución Socialista que mueve a los seres humanos al combate sin promesas ultraterrenas, que solicita de ellas una extrema e incondicional entrega, no puede ser una excepción en esta inexorable ley de la Historia. No se ha inventado aún la revolución anestésica, paradisíaca, y es indispensable afirmar que el hombre no alcanzará nunca la cima de su nueva creación, sino a través de un esfuerzo difícil y penoso en que el dolor y la alegría se igualarán en intensidad7 .

Esperamos que en esta nueva convocatoria a paro general por 24 hrs. impulsado por la oposición Venezolana para este jueves 20 de Julio, se geste una respuesta contundente del pueblo Venezolano en las calles del país, que lo catapulte a tomar las riendas de su historia, pasar a la ofensiva y hacer la revolución.

JC. Lafertte.

2 La guerra ha adquirido un tono o ha retornado a formas remotas,  en donde cualquier argumento o código “legitimo” para sostener un enfrentamiento armado está siendo desechado.  De esta forma la guerra contemporánea  ha transformado cada lugar en campo de batalla y ha definido todo método como válido o legítimo para lograr sus objetivos. Crisis: Decadencia y esperanzas.

4Ubicando a Venezuela dentro de los países con el mayor porcentaje de exportaciones de materias primas, en donde el petróleo, hierro y aluminio, alcanzaron el 98% del total de las exportaciones/ Diario el Financiero 2017

http://www.resumenlatinoamericano.org/2017/06/08/eeuu-realiza-maniobras-militares-en-el-patio-delantero-de-venezuela/

7 El Alma Matinal, JC. Mariategui, (Se reemplaza de la cita el concepto de hombre por ser humano).

2 thoughts on “Plebiscito y Asamblea Constituyente: El velo democrático que esconde la guerra de clases en Venezuela.

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.